Juan Kreizer, presidente de la Liga de Futbol de Veteranos de Chajari señaló este martes en el programa LADRAN SANCHO que la situación económica de la institución es “muy preocupante”, habida cuenta de la faltante de una importante suma de dinero que debía haber sido rendida por el tesorero de la entidad hace meses.

“Nos sorprendió esta actitud de nuestro tesorero”, dijo Kreizer, detallando que luego de varios meses de estar esperando la rendición de cuentas “cuando voy a hablar con él, llevándole el reclamo y nuestra preocupación de que porque no nos rendia la caja, termina quebrándose y nos dice que una parte de la plata la gasto en problemas de salud”.  “Ahí explota todo esto”, agregó.

“El nos pidió dos semanas para hacer el reintegro del dinero”, contó el dirigente, para luego adelantar que “en el transcurso de esta semana (nos dijo que) iba a ir a dar la cara.  Esperemos que así sea”. La cifra faltante rondaría entre los 180 o 200 mil pesos, producto del dinero recaudado entre los diferentes asociados a Liga. Consultado sobre la continuidad del torneo actual a la luz de estos acontecimientos, Kreizer aclaró que “hay delegados que pidieron parar el campeonato.  Nosotros dimos la posibilidad de que voten, y el 70% quiere terminar con el campeonato”

Asimismo, no dudo en hacer una autocrítica al señalar que “este año fue desprolijo. Me hago cargo de lo que digo, porque yo varias veces le pedí al tesorero que haga un rendimiento de caja y todas las veces estaba la excusa de que aguante, de que no tenía tiempo –todos sabemos que esta persona fue candidato a intendente-, que aguante unos días”.

Con respecto a lo que implica la posible no aparición del dinero, Kreizer indicó que lo que correría peligro es la fiesta anual de veteranos, porque, obviamente “no habria dinero” para costearla.   Agregó, además, que “este año queríamos empezar a construir nuestra sede” y no descarto accionar judicialmente si la plata no aparece.  “Es un dinero que corresponde a todos los socios”, justificó.